Internacional

El miedo de Fabián Orellana y sus compañeros

El plantel del Eibar manifestó públicamente sus aprensiones para retomar los entrenamientos presenciales.
 

Orellana y sus compañeros expresaron su temor ante el regreso del fútbol en plena pandemia.

Orellana y sus compañeros expresaron su temor ante el regreso del fútbol en plena pandemia.

En España buscan retomar pronto el fútbol. En medio de la pandemia, el gobierno hispano intenta recuperar la actividad para "subir la moral de la ciudadanía", como expresa en su protocolo de vuelta de la actividad deportiva.

Por eso, desde esta semana que los elencos del fútbol profesional español comenzaron a regresar a sus ciudades deportivas, a fin de someterse al test para detectar el Covid-19 y luego regresar a los trabajos presenciales.

La medida, sin embargo, no gusta a todos y el Eibar de Fabián Orellana fue uno de los primeros en manifestar públicamente su recelo con la implementación del plan de contingencia.

Mediante un comunicado, Orellana y sus compañeros expresaron su temor de regresar, así como también exigieron garantías de que el regreso no constituye riesgos para su salud y el futuro de sus carreras.

"El fútbol nos apasiona y nada nos hace más ilusión que poder reencontrarnos y hacer disfrutar a la gente. Sin el fútbol estamos vacíos, como estarán nuestras gradas. Defendemos un escudo que representa a miles, y nada será igual sin ellos", reza el texto.

"Disfrutamos entrenando y jugando cada minuto, pero antes que futbolistas somos personas", añaden los deportistas. "Tenemos miedo de iniciar una actividad en la que no podremos cumplir la primera medida que se exige a todos: el distanciamiento físico", apuntan.

"Nos inquieta que, por hacer lo que más nos gusta, podamos contagiarnos, infectar a nuestra familia e incluso contribuir a un nuevo brote de la epidemia", dicen también los futbolistas.

Finalmente, el delantero chileno y el resto del plantel creen que "es momento de que la idea de que la salud es lo primero prevalezca" y, por lo mismo, exigen "garantías y responsabilidad". "No nos negamos a volver a los entrenamientos, pero desconfiamos de las medidas que se van a adoptar", cierran.

Comentarios