Rusia 2018
Miércoles 20 de junio de 2018
Rusia 2018

Aliou Cissé, de la tragedia personal al orgullo de África

El entrenador de Senegal es el único negro de los 32 estrategas y tiene la esperanza de acercar más a su continente al sueño histórico: ganar su primera Copa del Mundo.

Por: Sebastián Carrizo
Aliou Cissé, de la tragedia personal al orgullo de África

El año 2002 pudo ser un gran año para Aliou Cissé. El en ese entonces jugador y capitán de la selección de Senegal debutó junto con su país en un mundial de fútbol y dejó una gran impresión al lograr meterse en los cuartos de final del campeonato. 

Fueron en ese entonces el único equipo africano que clasificó a octavos de final. Allí derrotaron a Suecia y en la fase de los ocho mejores cayeron ante Turquía, equipo que terminaría siendo tercero. Fueron en ese momento la esperanza de África y, de vuelta en su país, vivieron la gratitud de un pueblo poco acostumbrado a la gloria. 

No duraría mucho. En septiembre, solo dos meses después de la Copa del Mundo, el mundo se conmocionó con el hundimiento del barco de pasajeros Le Joola, una nave pública que hacía la ruta entre Dakar y Ziguinchor y que naufragó en la costa de Gambia dejando 1.863 muertos. La embarcación fue conocida como el "Titanic africano" y protagonizó el que es considerado el segundo accidente náutico más mortal de la historia en tiempos de paz. Solo sobrevivieron 64 personas. 

Cissé tenía nueve familiares en el barco y todos ellos terminaron muertos. En ese momento, el senegalés nacido precisamente en Ziguinchor jugaba en el Birmingham inglés. Siguió ahí hasta 2004, año en el que emigró a Crystal Palace para luego ir a préstamo a Portsmouth. En 2006 fue a Francia para teminar su carrera jugando en el Sedan y posteriormente en el Nimes Olympique. 

Como entrenador, Cissé ha tenido experiencia solo como asistente en el fútbol francés y en la propia selección de Senegal. En 2015 asumió el cargo como entrenador del primer equipo. 

En Rusia, es el único entrenador de raza negra entre los 32 equipos que participan. 

"Soy el único entrenador negro en este Mundial, eso es cierto, pero en verdad estos son debates que me molestan. Pienso que el fútbol es un deporte universal y que el color de tu piel tiene muy poca importancia", ha declarado. 

"Soy el único DT negro en este Mundial. Espero que se sumen más en un futuro. Se ven muchos jugadores africanos en países europeos y en clubes importantes. Ahora necesitamos que los entrenadores africanos demos ese paso", añadió. 

En las últimas copas del mundo, generalmente los entrenadores de los equipos africanos son europeos blancos. El último gran entrenador negro fue el fallecido Stephen Keshi, que dirigió a Nigeria en Brasil 2014 y a Togo en el Mundial de Alemania 2006. Con las Súper Águilas fue campeón continental en 2013.

Igual tiene ese sueño que Pelé tuvo en 1970, que un equipo africano sea campeón del mundo.

"Tengo la certeza de que un día un país africano ganará la Copa del Mundo. Es un poco más complicado en nuestros países, porque tenemos realidades que no existen en otros continentes, pero creo que el continente africano está lleno de cualidades. Estamos en el camino, y estoy seguro de que Senegal, Nigeria y otros países africanos podrán ganar, al igual que Brasil, Alemania u otros países europeos", ha declarado. 

Ahora, tras el triunfo sobre Polonia, Cissé y su Senegal tienen sus espaldas la esperanza de África. "Claro que fue un triunfo importante. Senegal representa a todo el continente africano. Puedo garantizar que toda África nos está apoyando. Recibo llamadas de muchas personas y están orgullosas. Nosotros también estamos orgullosos de representar a África", declaró en la conferencia de prensa posterior al partido. 

Noticias Relacionadas

PRÓXIMOS PARTIDOS

ÚLTIMA FECHA

TABLA DE POSICIONES

NOTICIAS RECIENTES DE COLO COLO

    Noticia
    Noticia:

    Default

    ¡Gol!

    '