Por: Roberto López

No corre, Rueda

Ya van varios juegos como para hacerse una primera impresión de lo que es y será el proceso de Reinaldo Rueda al mando de La Roja. En una palabra: equilibrio.

No hay aquí verticalismos ni un oficio ofensivo desmedido, como lo hubo con Bielsa y Sampaoli. Tampoco pragmatismo excesivo, como pasó por pasajes con Pizzi.

El colombiano está en la búsqueda de una forma de juego más allá de los nombres y se nota. También le resulta. A ratos.

En el arco estaban las dudas más grandes, pero Gabriel Arias ha venido a ser un hallazgo. Quizá tardío, pero un hallazgo al fin y al cabo. Tiene condiciones y un aplomo inesperado para un desafío como el que se le puso por delante.

En el centro de la zaga Maripán y Roco entregan una relativa tranquilidad que es llamativa. Está claro que ambos crecieron fuera de Chile. Aprendieron a lidiar con sus limitaciones y potenciaron su juego en la alta competencia.

Por la banda diestra Paulo Díaz es una alternativa más que cotizable a Mauricio Isla. De otro corte eso sí. No hay acá grandes desbordes, ni centros a la carrera. Lo suyo es lo del lateral tradicional y no es el denominado lateral volante que sube y baja sin descanso. Cumple y muy bien. Primero defiende y si hay espacio, pasa al ataque.

Al medio Medel se posiciona como estandarte de Chile (no en vano ahora es el capitán). El resto deberá esperar. Uno asume que Vidal y Aránguiz tienen un puesto asegurado, por más que Lorenzo Reyes se desviva en mostrarse como alternativa válida.

Arriba está el problema. Los goles en la gira los acumularon defensas y volantes. No es que Nicolás Castillo no tenga condiciones, al contrario, pero por un motivo u otro, la camiseta roja no le termina de sentar. Rueda cree en él y quizás el retorno a Europa le permita pulir lo que le hace falta para destaparse definitivamente.

Fuera de la cancha el concepto es el mismo. No hay declaraciones de principios rimbombantes ni optimismos desmedidos. Eso sí, los objetivos están claros: el recambio es lo primero.

Rueda prueba y prueba, aún a costa del resultado. Atrás quedaron los tiempos en que Chile jugaba con los titulares hasta los picados entre solteros y casados pata subir en el Ranking FIFA. ¿De qué sirvió buscar ser cabeza de serie si ni siquiera fuimos al Mundial? Nos quedamos fuera de Rusia y sin saber quiénes podrían relevar a la generación dorada. Ah, pero somos top ten. Pamplinas.

Por ahora Chile está en rodaje. No corre, pero Rueda.

PRÓXIMOS PARTIDOS

ÚLTIMA FECHA

TABLA DE POSICIONES

NOTICIAS RECIENTES DE COLO COLO

    Noticia
    Noticia:

    Default

    ¡Gol!

    '